Quitándonos el complejo de editar fotos. ¿Es real?

31

Sé que este tema siempre trae controversia, doy por sentado que muchas de las personas que lean este breve artículo estarán completamente en contra de lo que aquí se expresa, a estos lectores les invito especialmente a continuar leyendo. Si eres de los que ya editas sin complejo tus fotografías, quédate para ver de lo es capaz de hacer un Homo Sapiens confinado frente a un ordenador.

Nicéphore Niépce desde la ventana de su granero de Saint Loup de Varennes, en Francia, 1826. Primera imagen conocida.
Nicéphore Niépce desde la ventana de su granero de Saint Loup de Varennes, en Francia, 1826. Primera imagen conocida.

Desde la obtención de la primera fotografía en 1826, que por cierto es una foto de calle o de paisaje urbano, el proceso ha variado mucho hasta el día de hoy. Antes constaba de tres fases: la toma, el revelado del negativo o placa y el positivado. Tres, repito, tres procesos distintos y fundamentales para la obtención de una obra final.

Con la llegada de la fotografía digital, algunos fotógrafos vieron el procesado como algo descarriado que atentaba contra lo puro de la fotografía. 

Con la llegada de la fotografía digital, algunos fotógrafos vieron esto como algo descarriado que atentaba contra lo puro de la fotografía. Pero lo cierto es que lo digital copó nuestras vidas haciendo que obtuviésemos los resultados al instante. Quería hacer esta breve introducción para que se valore el tiempo y el esfuerzo que en la actualidad nos ahorramos. Este es uno de los motivos por los que no entiendo el que no se le dedique más tiempo y cariño a la edición.

Editar imágenes atenta contra la realidad y es una aberración.

Esta aserción la he leído en multitud de ocasiones y en cada una de ellas respondí:

No hay ni una imagen que no haya sido editada

Desde el momento en el que ajustamos la cámara para que nos cree un JPG ya estamos editando esa futura imagen, ni que decir tiene que; si además le incluimos uno de los preset que la marca nos invita a usar desde el menú, la pre-edición y posterior adulterado resultado es aún mayor.

¿Por qué creernos más puristas por no utilizar un programa de edición? La respuesta, en mi opinión, por simple estupidez.

Una sandez el pensar que si llevo mi imagen a un editor estoy alterando una realidad, cuando la realidad ya se turbó desde el mismo momento del disparo. Justo el instante en el que nuestro amado fabricante hizo su revelado. Porque, no nos engañemos, lo hizo. Precisamente una de las comeduras de cabezas y lucha entre los fabricantes es esa: convencer sobre todo al usuario amateur de que sus imágenes son ya bonitas y están listas para compartir con tan solo apretar un botón.

Blanco y Negro vs COLOR

Existe otro grupo de pensamiento que cree que el pasar la imagen a blanco y negro no es editar la fotografía, y que, haciéndolo así, no alteran lo real. ¿Es el blanco y negro real?

A no ser que padezcas de acromatopsia, enfermedad que solo te permitirá ver en monocromo, quizá seas el fotógrafo que más altere la realidad al usar el blanco y negro.

No vemos en blanco y negro. Las cosas, los humanos y la vida es color.

Me atrevería a decir que incluso el cien por cien de tus sueños son en color. Quizá por eso las imágenes en blanco y negro nos atraigan sobremanera, esto se debe a que no es nuestra realidad y lo onírico, lo distinto e inédito siempre despierta nuestro interés.

¿Qué es la realidad? Prepárate a pensar e intenta razonar.

La realidad es una abstracción por medio de la cual se designa la existencia real y efectiva de los seres y las cosas. La palabra, como tal, proviene del latín realitas, que a su vez deriva de res, que significa ‘cosa’.

Podríamos decir que la realidad es la existencia “real”, y a su vez cierta, de cosas y seres.

También usamos la palabra realidad como sinónimo de verdad.

Los filósofos pusieron su granito de arena y una montaña de confusión al respecto.

Platón hacía una distinción entre la realidad que captamos a través de los sentidos, y la realidad de las ideas, que para él eran inmutables y eternas. Para nuestro amigo griego la realidad transcendía la experiencia.

El discípulo de Platón, Aristóteles, aseguró que la realidad es racional, y que es la razón y no los sentidos lo que nos acerca al conocimiento de la realidad. Le salió algo rebelde el alumno a Platón.

Kant aseguraba que la experiencia de lo real solo era veraz a través de los sentidos. Mientras que el padre de la filosofía moderna, esto no se refiere a la digital, hacía diferencia entre la realidad y lo existente ya que pensaba que las ideas en el espíritu, también constituían realidades por sí mismas. ¿Y tú qué piensas? ¿Cuál es tu realidad?

–Son las ocho de la tarde y creo que esto, sí es verdad.

📷 Sigue el trabajo de David Beut en Instagram

Regreso con las manos sonrojadas en apoyo a nuestros sanitarios y al resto de personas que arriesgan sus vidas por el COVID-19. Además, de las acaloradas palmas, llego con una reflexión.

Es real que he estado aplaudiendo, que había un número determinado de personas que hacían lo mismo, pero cada una de esas personas vivió una realidad distinta. Podría añadir que lo real es el número de víctimas que por desgracia enumeramos, pero hasta eso tampoco atiende a una exactitud. ¿Merece la pena dar importancia a lo real en la fotografía no documental?

Como el lector, inclúyase el femenino, puede intuir, mi respuesta es negativa. Pasemos a la praxis para ver si somos capaces de fotografiar la realidad.

Reunimos para tal fin a tres fotógrafos con su marca de cámara favorita y el objetivo deseado. Les situaremos ante un bodegón con una iluminación común. Los tres fotógrafos harán sus ajustes y dispararán.

Sin ninguna duda tendremos como resultado tres imágenes del mismo bodegón, pero ninguna exactamente igual. ¿Cuál es la real?

Bajo mi punto de vista la única realidad es que los tres fotografiaron el bodegón. Se obtuvieron tres imágenes distintas y ninguno tuvo la intención de alterar la realidad, pero tenemos tres realidades distintas. ¿Verdad?

No quiero extenderme, pero habría que también especular si lo real es lo suficientemente atractivo para ser fotografiado tal cual llega a nuestros ojos. Hay que recordar, por ejemplo, que solemos fotografiar a determinadas horas porque la luz torna más atractiva a la escena.

Arriba: «lo real”. JPG directo de la Fujifilm X-T20 (con objetivo XC 16-50mm).  Abajo: “La ficción” usando parte de la imagen “real”

“JPG directo de cámara, no editada”

Lo siento, pero se me revuelve el estómago cada vez que alguien presume de haber obtenido una imagen, atractiva en mayor o menor medida, y que victorioso anuncia a bombo y platillo que no usó ningún programa para editarla. – ¿A quién debo de felicitar? ¿Al usuario por haber aprendido a usar su cámara? ¿Al fabricante por sus excelentes ajustes?
Siempre me planteo esto cada vez que leo la maldita frase. Como acostumbro a no hacer el mal, reparto el premio entre ambos. Una parte al perezoso y otra al fabricante por haber conseguido convencer de que sus ajustes son “el tope de gama”.

Nunca presumiría de lo que hace otro por mí, pero hay mucha gente que sí lo hace

Cuando veo una foto valoro dos cosas: la captura y su posterior edición. Lo hago porque aprendí a que una imagen consta de procesos y que esos métodos son necesarios, además, por eso los practico.

Tacha con sinceridad alguna de estas afirmaciones:

❌ No edito mis fotos por pereza. Me creo un purista y es un engaño hacerlo.

❌ No edito, porque no sé editar. Me parece una pérdida de tiempo.

❌ No Me, No Me, No Me seas vago y ponte a editar.

Indiferentemente de cuál haya sido tu respuesta, sigo invitándote a editar con mayor o menor certeza tus imágenes. Lamentablemente creo que hay un número exponencial de personas que no editan sus imágenes porque no saben cómo hacerlo y temen errar al realizarlo, pero todo es cuestión de práctica e intención. Nunca es tarde para comenzar a disfrutar del apasionante mundo de la edición fotográfica. Estos son algunos motivos:

Llevarás hasta el final la realización de tus imágenes.

✅ Aumentará tu creatividad y probablemente tu lado artístico.

✅ La próxima vez que dispares lo harás pensando en la imagen final que deseas obtener. Y si existe alguna carencia lumínica o de otra índole de inmediato sabrás si lo podrás solventar, o no, en la postproducción.

✅ Si editas en color conocerás un círculo mágico, el círculo cromático por el que se rige gran parte de nuestras vidas. Te pude sonar exagerado, pero por desgracia es así. No me extiendo al respecto, pero te animo que leas sobre el tema.

✅ Harás tus propios preset sin tener que copiar lo que hacen otros y ahorrarás dinero.

✅ Serás la autora o el autor al completo de tu obra.

Si aún sigues manteniendo tu idea de ser “purista” y pese a saber que nunca has obtenido una imagen que de alguna u otra manera no haya sido alterada, sigue así porque la constancia en el pensamiento es algo a valorar.

Si por el contrario has decidido a animarte y no dar por finalizada tu imagen nada más salir de la cámara y prometes tratarla con respeto y el cariño que se merece editándola como si del fruto de tu vientre se tratase, enhorabuena te vas a divertir.

Imagino que ahora te surgirán muchas dudas. Se me ocurren algunas.

Preguntas frecuentes…

¿Hasta cuándo edito la imagen? Hasta que quieras, hasta que te aburras de hacer versiones. Hasta que te enamore la imagen que has conseguido. Como recomendación siempre sugiero dejar reposar las imágenes. Esto se debe a que cuando pasamos un tiempo editando nuestro cerebro se emborracha de colores, alterando nuestra percepción cromática. Date un paseo; pasea al perro, piensa si debe ganar Benji o debe ganar Mark. Quizás también te ayude mirar unos minutos un folio en blanco, esto conseguirá resetear tu balance de blancos cerebral. Regresa al ordenador y comprueba si te sigue enamorando como antes lo hizo.

Seguro que al inicio vas a sobre-editar. Para no caer en esto, aplico algo que llamo el “SUCONCON”, que es la abreviatura de Sutileza, Control y Contención. Tarde o temprano llegarás a “su-con-con” una ciudad divertida, pero sin excesos.

No todas las fotos que hagas merecen el premio de ser editadas. Una edición nunca va a reparar una mala captura

Otro miedo será malograr la foto. Nunca vas a estropear una imagen porque posees el original y si algo no te gusta vuelve a empezar hasta que obtengas el resultado que te satisfaga.

No todas las fotos que hagas merecen el premio de ser editadas. Una edición nunca va a reparar una mala captura, pese a esto te sigo animando a que lo intentes. Recuerda que es tu fruto, tu creación.

“Para mí un purista, es alguien que fuma puros”. *Imagen de pixabay. Autor RyanMcGuire
“Para mí un purista, es alguien que fuma puros”. *Imagen de pixabay. Autor Ryan McGuire.

Por mi parte, siempre trato a cada imagen como un producto único y nunca como una serie de alienadas imágenes.

Dos últimos apuntes antes de que te lances a procesar tu catálogo:

  1. Grábate esto: RAW y úsalo.
  2. Dale una oportunidad a Capture One en su última versión. Lo recomiendo por su estupendo motor para recuperar las altas luces y las sombras; por el desempeño que tiene su editor avanzado de color, el poder usar capas, lo bien que se lleva con Fuji y un largo etc… Jon Diez escribió un fantástico artículo donde nos habla de lo bien que se lleva con nuestras “amadas” y cómo interpreta los modos de simulación de película. Y más recientemente nos hablaba de una actualización de Capture One 13.1.0. Es muy probable, que parte de la audiencia esté en desacuerdo con lo expresado y me gustaría saberlo. Del mismo modo me gustaría saber la opinión de los que comparten la misma idea.

Hemos llegado al final, ahora solo queda exportar como…, y sentirte feliz por haber completado la realización al completo de tu fotografía.

31 Comentarios

  1. Muy interesante lo que planteas y bastante de acuerdo. Muchos compas me han venido con esas excusas a la hora de disparar en RAW. Pero, oye, hay veces que la edición que hace la cámara es sobresaliente para según qué cosas. Y yo aprecio muchísimo el JPEG tan bueno en mi Fuji.

    • Me gustó David, muchas de las cosas que cuentas siempre las pensé, pero nunca se las dije a mis amigos que siempre usan solo el jpg. Los jpg de Fuji, me gustan y a veces no edito el Raw.
      Puristas es uno que fuma puros jejejeje.
      Animas a editar imágenes
      Saludo

      • Hola Kruman,
        Si después de leerlo a alguien le animo a adentrarse en el mundo del procesado, me quedo más que satisfecho, ya que el juntar esas mil y pico palabras no tienen otro objetivo. Celebro que te anime a ello. Gracias

    • Hola Raskolnikov,
      Estoy de acuerdo contigo yo mismo, que soy de editar, he usado muchas veces el mismo jpg porque hay que reconocer que Fuji, lo hace muy bien. De todos modos, aunque no llegue a usar el Raw siempre me gusta tenerlo. Un saludo y gratitud

    • Hola Juan,

      Muchas gracias Juan. Me encantó tu reflexión. Sería maravilloso poder ver a través de los ojos del autor. ¿Lo conseguirá la ciencia?

      Con el tiempo le quité toda importancia lo real, al fin y al cabo, la fotografía es un arte y el arte un modo de expresión por lo que vía libre para que cada uno se exprese como quiera o pueda. Caso a parte es el aspecto periodístico de esta.
      Creo que lo más triste para cualquier “artista” sería que su trabajo no trasmitiera nada al espectador. Tranquilo, no es tu caso…
      Un saludo

  2. Interesante reflexión que nos planteas David.

    Yo también pasé por la fase de «no edito, solo directo de la cámara», y al final creo que lo haces por ignorancia tecnológica o bien por dejadez.

    Pero como bien dices, cuando editas las fotos se abre un enorme abanico de posibilidades, y el límite es la imaginación. Ahora bien, respeto al que no quiere editarlas.

    Tengo claro que la edición está presente en todas las fotos que vemos en publicidad y medios diversos, aunque nos intenten vender que eso es lo «real».

    Me apunto lo de Sutileza, Control y Contención.

    • Buenas Nacho,

      Completamente de acuerdo en que muchas ocasiones el desconocer el modo de editar, nos hace renunciar a la misma. La tecnología nos hace vagos por defecto e incluso un poco tontos. Hay una tendencia a lo inmediato y automatizado.
      Sí, la edición amplía nuestras posibilidades y la imaginación.
      No lo expliqué lo de SU CON CON hacía referencia a Sutileza en el proceso, Control sobre el software y Contención para no excedernos en la causa. Apúntatelo porque es aplicable a todo hasta para el sexo sirve jejejeje
      Un saludo y gracias

  3. Soy de los que piensan que menos es más. Cuánto menos se edite mejor. No uso Raw creo que si se mide bien es más que suficiente con jpg. El artículo me gustó y te hace pensar. Me gustó el fotomontaje, eso sí que no es real.

    • Hola Josue,
      Lo más importante es que disfrutes de la fotografía, pero te animo a que proceses tus imágenes porque te vas a divertir. Efectivamente el fotomontaje lo incluí a propósito para distinguir claramente lo que no es real.
      Muchas gracias Josue

  4. Tema siempre recurrente o recurrido en estos tiempos… 🙂

    Mi opinión es clara. El meollo del asunto es que habría que hacer una distinción entre el concepto ‘Fotografía’ y el concepto ‘Imagen Digital’. Ambas disciplinas me parecen fascinantes y creo que merecen su hueco dentro del siempre controvertido mundo del Arte.

    Para mí la diferencia es simple: ¿Lo que aparece en la imagen estaba ahí en el momento de hacer la foto? Sí. Ok, entonces es una fotografía. ¿Hay elementos que no estaban ahí en el momento de la toma? OK, no hay problema, pero entonces es una imagen digital. (Importante: Independientemente de la edición que cada una de las opciones tenga. Soy 100% partidario de que cada uno revele su fotografía o edite su imagen hasta que esté completamente a su gusto).

    No es lo mismo estar congelándote los cojines a 3000 metros de altura en la cima de una montaña esperando a que llegue el momento de luz ideal, a que hagas una foto a las 12 del mediodía, y luego sea como: — ¡No, tranqui… aquí le pongo el cielo de una tarde que estuve en la playa de castelldefels mientras me tomaba unos callos en el chiringuito, que le va a quedar de fruta madre!… —. Que ambas opciones son válidas, ¡por su puesto que sí! Que son lo mismo, por supuesto que no 🙂

    En resumen, mi postura es: La edición es siempre válida, pero debemos distinguir entre una fotografía digital y una imagen digital.

    (Otro día si queréis debatimos lo de la doble exposición, que también da para mucho… 😀 )

    • Buenas Dani,

      Abres otro debate más que interesante. Hay gente que distingue entre: revelado, edición y manipulación. Yo creo que más o menos todos sabemos qué es cada cosa, pero es cierto que en ocasiones se mezclan conceptos e intenciones.
      Por mi parte, tengo claro cuando estoy manipulando imágenes para obtener una imagen final que imaginé.

      En otro sentido acostumbro a hacer calle donde me limito a corregir encuadre en algunas ocasiones y a procesar. Y el vértigo de tener que acercarme al sujeto es lo que me da esa vidilla. En su día tiraba de zoom pero no me parecía ético, que creo que es lo que vienes a expresar cuando dices lo del cielo. Completamente de acuerdo contigo. Hay que trabajarse las cosas.
      Me gustaría saber más y esa posible discusión de la doble exposición. Me parece muy interesante.

      Gracias Dani y un saludo

  5. Procesar (editar para mi es otra cosa) es básico en fotografía.. Así lo creo y así lo hago. No hacerlo, desde mi punto de vista, es mas dejadez, ignorancia u otra cosa. Como dice Momeñe en su libro La Mirada Fotográfica «un fotógrafo que se precie de serlo tiene que conocer su oficio por completo, desde tomar la foto, a editar, procesar y, si es necesario, prepararla para hacer una copia en papel»:

    Y, por supuesto, lo mio es el RAW. Es como comprarte una buena berlina para viajar y vas al taller y les dices que te la «capen» para que no pase de tercera. Limitarse teniendo un cacharro que puede dar mucho de sí que tan solo tirar en un formato comprimido y sin prácticamente profundidad de bits para sacarle mas a cada toma es, repito, mi punto de vista, absurdo.

    • Hola Jesús,

      Efectivamente pudiendo usar Raw por qué limitarnos en el uso de nuestras cámaras. Me parece un poco estúpido gastarte una pasta en el último modelo de cámara y no sacarle todo el fruto posible.
      Momeñe lo tiene claro, y por lo que veo tú también, hay una serie de procesos en la fotografía que se han de conocer y trabajar. Por cierto, lo de prepararla para papel es otro tema más que interesante y no tan sencillo como subirla a la red.

      Muchas gracias por la lectura y tu comentario.
      Un saludo

  6. La fotografía es composición, luz, color, sensaciónes… Todo eso si bien está reflejado en unos principios físicos o psíquicos, dentro de la percepción que tenemos cada uno de nosotros de la realidad, esta no puede nunca estar limitada por la negación a intentar plasmar en una edición tu sensación/emotividad cuando la sacaste.

    La edición (y posterior impresión) es plasmar en un programa o medio físico con decenas de variables aquello que tú sentías cuando eso que viste o percibiste emocionalmente te motivó a apretar el botón de tu Fuji.

    • Buenas Iñaki,

      Me gustó mucho tu definición de fotografía. Está genial.
      Cuando dices “emocionalmente te motivó” creo que es otra de las claves. Si esa emoción se la haces llegar al espectador el círculo se cierra y el objetivo está cumplido.

      Gracias y un saludo

  7. Comparto totalmente lo que se plantea en el artículo. Toda imagen, aunque sea un jpg directo de cámara ya tiene unos ajustes añadidos.
    Pienso que la manera de editar de cada uno complementa la seña de identidad del autor, muchas veces reconocemos a un fotógrafo, además de por su estilo, por su forma de editar.
    En lo personal, a veces, incluso edito con algunos ajustes hasta los Jpg…sí, puede decirse que por vaguería, pero editar un archivo crudo no tiene rival, y darle tu punto, tampoco.
    Excelente artículo, David.

    • Hola Tere,

      Razón llevas cuando dices que la edición es una seña de identidad del fotógrafo. Como sigo tu trabajo, creo que sería capaz de distinguir una imagen tuya entre varias.

      Lo de editar el Jpg, yo en ocasiones también lo hago. Si el punto de partida ya es bueno y no necesita de mucho ajuste ¿Por qué no? Para eso tenemos unas cámaras que son la leche con tropecientos megas y una tecnología que años atrás sería impensable. Lo que me da lástima en ocasiones es ver una buena toma que con un poquito de trabajo quedaría de genial y que ese paso final no se haya hecho.

      Gracias Tere

  8. Muy buen articulo David, yo tambien creo en que la fotografia es arte y como tal podemos manipularla a nuestro antojo. No es solo obtener una buena imagen, tambien esta el trabajo artistico sobre ella. Que hubiera pasado si los pintores se hubieran dedicado solo a plasmar lo que veian? Dios que aburrida se hubiera sido la pintura. Un saludo.

    • Hola Juan Pablo,

      Me gusta mucho lo que cuentas sobre la pintura. Estoy seguro que el amigo valenciano Joaquín Sorolla, no siempre vio esas luces cuando se dispuso a pintar, pero el manejo de la misma me fascina. Bienvenido entonces su arte y su manera de expresarlo.

      Gracias por tus palabras Juan

  9. Personalmente, me encanta la edición.Y si no le dedico más tiempo es por falta del mismo. Me parece un mundo realmente apasionante y lleno de posibilidades.
    Excelente artículo, David.

    • Hola Jorge,

      La prisa y lo inmediato es el mal de nuestros días. También lo es la falta de tiempo, eso es cierto. Comparto contigo que está llena de posibilidades.

      Muchas gracias Jorge y un saludo

  10. Hasta ahora sólo hago tomas en Jpg con la Fuji XT2, ya que no tengo ni idea de edición ni tampoco tiempo para editar. No obstante he decidido hacer las tomas en RAW más JPG
    Seguiré sin poder editar por lo que he dicho antes, pero en RAW tendré toda la información que captaba con la película de la era analógica y puedo decir que cuando usaba las cámaras de carrete no retocaba las fotos. Asi es que RAW y sin editar por falta de tiempo para editar y sobretodo porque no tengo ni idea. De todad formas me ha gustado tu artículo y lo veo miy apropiado. Saludos

    • Buenas Ricardo,

      Me parece una muy buena idea lo de disparar en Jpg y en Raw ocupa más espacio pero por suerte el coste de una Sd hoy en día no es caro.
      Además, siempre estará ahí el bruto para cuando lo desees. Busca un ratillo de vez en cuando y comienza a procesar. Ya verás como en breve lo que parece que lleva mucho tiempo, no lo es. Llega un momento en el que con ver la imagen ya sabes por donde van los tiros y en un periquete lo tienes hecho.

      Un saludo Ricardo y gracias.

  11. Me ha gustado al 95% el artículo y leerte en los comentarios, David. Gracias por compartirlo en este espacio. Ahora bien, hay algo que no me gusta tanto y es que no dejas bien parado a aquellos que como yo, sea por su generación, falta de tiempo o simples preferencias a la hora de divertirse, no invierten su tiempo en una computadora. Al fin y al cabo, al menos para un jubilado como yo, toda afición es diversión y el rato que dedico a la fotografía prefiero que sea exclusivamente a sacar fotos. Un abrazo.

    • Hola JoserRa,

      Gracias por tu tiempo y lectura.

      Lo importante es que nos divirtamos con la fotografía. Si crees no necesitar más, pues basta con realizar capturas.
      No te sientas mal parado, que ese no es el fin de mi exposición. Mi objetivo es animar y quitar complejos, si los hubiera, a aquellos que no «pasan tiempo en el ordenador» intentando demostrar que toda imagen digital sufre de un proceso de edición en mayor o menor medida y que la realidad es muy subjetiva y abstracta en su propio concepto.
      Permíteme que te lance unas preguntas: ¿Has probado a pasar un ratito editando? ¿Te manejas con ello?
      Con esto te quiero a animar a hacerlo. Mostrar el antes y el después a tus allegados, a ver qué les parece mejor.
      Te cuento mi plan para hoy. En breve, salto a la calle cámara en mano. Más tarde comida con amigos y para la tarde sesión de edición de lo capturado. Hay tiempo para todo…
      Mis palabras han sido tecleadas con afecto, tómalas de ese modo JoseRa.

      Un abrazo y mi gratitud.

  12. Buen e interesante artículo. Personalmente no tengo problemas en editar. Cuando revelábamos negativos ya el simple hecho de cambiar diluciones y tiempos para lograr un resultado concreto era editar y con la copia pasaba lo mismo – diferentes grados de contraste en el papel con diferentes reveladores y otros procesos posteriores
    Hoy en día el método de trabajo es distinto, simplemente, y además tenemos la posibilidad de editar en color, algo que antes era casi imposible

    La experiencia es necesaria para llegar a imaginar la imagen editada antes de disparar, algo que en analógico también ocurría con sus propias particularidades, la más importante es que antes tenías que pensar muy bien la toma y que se resume es conocer unos conceptos básicos como mínimo

    La previsualización que explicaban Adams y Weston, pero eso es otra historia

    Saludos

    • Hola Miguel,

      Gracias por la lectura y el comentario.

      Te copio y pego:
      Cuando revelábamos negativos ya el simple hecho de cambiar diluciones y tiempos para lograr un resultado concreto era editar y con la copia pasaba lo mismo…
      Efectivamente la temperatura del revelador, los tapados en el positivado y un largo etc…, hacían lo que ahora hacemos frente a un ordenador. No llegué al color en analógico salvo en clase, el color era otro cantar.

      Como dices la experiencia es necesaria y el ojo se entrena. En muchas ocasiones me llevo un chasco tremendo, pero es verdad que en otra si aciertas en el momento del disparo y con los ajustes cómo será el resultado tras el procesado.

      Gracias de nuevo. Saludos.

  13. Completamente de acuerdo.
    Quienes dicen no editar sus fotos y ser fieles a la realidad, en realidad esconden un gran desconocimiento de como funciona su camara digital.

    En realidad ninguna camara digital i analógica capta la realidad, ni siquiera una fiel representacion de comk capta el ojo la imagen ni de como la procesa el cerebro.
    Luego ya están las preferencias de cada uno y el grado de intervención que el mismo se permita.

    Salvo en foto periodística o documental no veo que haya que poner puertas al campo, aunque ta poco hay que engañar sobre lo que se ha hecho o mi en la imagen

  14. Buenas Ariznaf,

    Me gustó lo de no poner puertas al campo. Estoy de acuerdo contigo en que cuando estamos documentando la cosa a de ser distinta y que la contención, bajo mi punto de vista, debe ser mayor. No estamos ilustrando, no estamos entreteniendo ya que estamos informando. Y en esa parcela de la información sí que se ha de pedir ajustarse a la “realidad”. Como ves pongo realidad entrecomillada por todo lo anteriormente expuesto.

    Un saludo y gratitud

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.