La historia detrás del modo de simulación de película ETERNA Bleach Bypass

1

El siguiente texto es una traducción de la página oficial de Fujifilm sobre historias del concepto y desarrollo de la Fujifilm X-T4.

La filosofía de Fujifilm en torno a la reproducción de color y la creación de la imagen se traslada a la utilización de las Simulaciones de Película. En un constante empeño por ser un protagonista en la investigación y desarrollo en el campo de la calidad de imagen y el color, Fujifilm lleva apostando por nuevas opciones de reproducción tonal desde 2003, año en el que la Finepix F700 introdujo «F-Simulation», el prototipo de lo que serían las Simulaciones de Película. Esta misión cromática está enraizada en los principios de Fujifilm y se ha mantenido invariable en sus cámaras digitales desde las películas de carrete.

Simulación de película Eterna Blech Bypass

Es indudable que Fujifilm no ha elegido sus modos de simulación de película al azar. Dado que ACROS fue introducido inicialmente con la X-Pro2, ETERNA con la X-H1 y CLASSIG NEG. con la X-Pro3, parece claro que los desarrolladores eran perfectamente conscientes del carácter individual de cada cámara y el campo fotográfico para el que fueron diseñadas.

Mejores fotochollos del momento.
Historia cronológica de los modos de simulación de película en la Serie X.
Historia cronológica de los modos de simulación de película en la Serie X.

Y en esto llegó ETERNA Bleach Bypass

Hasta ahora, los modos de Simulación de Película se habían articulado en una matriz con el modo PROVIA en su centro. La única excepción hasta ahora ha sido ETERNA, que atendiendo al criterio cromático aplicado hasta ahora en el campo fotográfico se sitúa en una posición fuera de la matriz, con una saturación y un contraste tan bajo que puede parecer poco adecuada para cualquier aplicación fotográfica. Pero esa es precisamente la intención de los diseñadores: realzar la perfección de la imagen manteniendo el tono y la saturación a un mínimo necesario para comunicar de la mejor manera posible el movimiento del vídeo y el sonido asociado con el sujeto y su entorno.

No obstante, es imposible que ETERNA pueda cubrir todo el rango de necesidades expresivas de cualquier película. Esa es la razón por la cual entra ETERNA Bleach Bypass en escena. El lado izquierdo de la matriz debe ser ampliado a su izquierda si queremos forzar los límites de expresividad a los que puede aspirar una película. Así, ETERNA, que en su inicio podría ser considerada una rara avis, ahora es el punto de partida a nuevas formas de expresión. En la ilustración anterior, el eje de de la imagen videográfica se sitúa fuera de la matriz para fotografías… pero si ahora situamos a ETERNA en el centro de la matriz videográfica, necesitamos una opción que rebaje la saturación aún más y que a su vez estreche el rango dinámico, de una manera equivalente a lo que hace el modo CLASSIC CHROME en la matriz fotográfica estándar. En otras palabras, es necesario una opción que reproduzca imágenes con tonos duros y serios que -aunque sigan siendo en color- asemejen fotografías en blanco y negro.

Matriz de color de los modos de SImulación de Película. Un eje horizontal para la saturación y un eje vertical para el contrate.
Matriz de color de los modos de SImulación de Película. Un eje horizontal para la saturación y un eje vertical para el contrate.

En el mundo de la imagen, este tipo de expresividad era un recurso habitual en ciertas materias desde la era de la fotografía química. El salto de blanqueo «bleach bypass» es un proceso cuya traducción literal del japonés sería «mantener la plata» y que consiste en omitir el proceso de retirar («blanquear») el haluro de plata durante el revelado. Su efecto sobre la imagen es lo que intenta emular el nuevo modo ETERNA Bleach Bypass.

Efecto del salto de blanqueado (bleach bypass) en la película química.
Efecto del salto de blanqueado (bleach bypass) en la película química.

Pero este efecto nunca es el mismo incluso cuando la simulación intente mimetizar fielmente a la película. Las imágenes de una película química son iluminadas a través de un proyector en una superficie, mientras que las imágenes digitales se visualizan en un monitor o en la televisión. Aproximarse a un diseño de la imagen que compense estas diferencias de los entornos de visualización es una gran oportunidad para que los ingenieros puedan mostrar su buen hacer. Su objetivo no es reproducir exactamente los colores de la película original, sino recrear la impresión generada al visualizar la película en el cine.

1 Comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.